Vida & Aventuras
Deja un comentario

Seamos humanos

AP Photo/Mandel Ngan, Pool
Lo que pasó en París fue horrible. Pero más horrible es que nos duelan más los muertos según su nacionalidad o con quienes no sintamos más identificados.
 
Hace cuatro días murieron 43 personas en un atentado en Beirut. Sin embargo, en los medios españoles el foco se ha quedado sobre París y contar cuántos españoles perdieron sus vidas.
 
En marzo, cuando hubo el atentado en el Museo del Bardo en Túnez, acababa de pasar el atentado en Kenya. Los medios sólo hablaban de la pareja de jubilados españoles que habían muerto en el Museo del Bardo, mientras 147 familias lloraban a sus muertos en Kenya.
 
Siria está en emergencia desde el 2011. Van más de 210.000 fallecidos. Las cifras de refugiados ya ascienden a más de 4 millones, sin contar los 7,6 millones que no han podido salir de las fronteras. En los campos de refugiados de Jordania 86% vive por debajo del umbral de pobreza, sin acceso a necesidades tan básicas como el agua. Una generación perdida.
 
Cada fallecido es una vida, son hijos, padres, hermanos, amigos… Da igual si es español o libanés, no hace diferencia si fue en Bataclan o en Garissa. No nos dejemos arrastrar por los medios y su falta de objetividad, no nos manchemos con ese amarillismo que parece teñir cada suceso. No perdamos la sensibilidad humana de sentir compasión por nuestros iguales aunque seamos diferentes.
 
El mundo empezará a cambiar el día que dejemos de tratarnos de “ellos” y “nosotros”, el día que nuestras ideologías y nacionalidades dejen de definirnos, el día que seamos humanos sobre cualquier otra etiqueta que decidamos ponernos.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>